Miami: Complot “juvenil” hacia Cuba

Por  Nicanor León Cotayo

En esa urbe floridana asoman las orejas de otro complot   adobado por tradicionales y novedosos enemigos de Cuba.

Su puesta en escena, anunciada este jueves por el Nuevo Herald,  será el próximo 31 de enero con un hackathon (encuentro de programadores) donde esperan a unas 200 personas.

El supuesto anfitrión del evento es el grupo Raíces de Esperanza, creado en el 2003 por estudiantes cubano-estadounidenses.La intención pública de la actividad es “ayudar y apoyar a jóvenes cubanos dentro de la isla a acceder a Internet y conectarse con el mundo”.

El jefe de Raíces, Raúl Moas, declaró a la prensa:

“Queremos que la gente se reúna y piense de qué modo podemos influir en la infraestructura existente en Cuba para promover una mayor conectividad.”

El plan está respaldado por multimillonarias empresas con sede en Miami, al servicio de la política de Washington y en particular de su maquinaria secreta.

Una de ellas es la Knight Foundation, creada en 1950 y desde 2005 encabezada por Alberto Barguen, antiguo editor del Miami Herald.

¿A quién esa fachada pública invitó para inaugurar este convite? A su inflada “disidente” Yoani Sánchez.
¿Quién es ella? Nacida en Cuba ha sido desenmascarada  muchas veces por recibir dinero y otros bienes atados a la Oficina de Intereses de Estados Unidos en La Habana.

Junto a ello, sus viajes al exterior y los espectáculos montados en ocasión de estos, sufragados con fondos del Departamento norteamericano de Estado.

Fotografías y videos han dejado constancia de tales hechos, lo que, entre otros, corrobora su status de empleada del gobierno estadounidense.

¿Quién es Yoani Sánchez’

Según reveló Wikileaks, el 9 de abril de 2009, el jefe de la Oficina de Intereses de Washington en La Habana, Jonathan Farrar,     escribió al Departamento de Estado:

”Pensamos que la joven generación de disidentes no tradicionales, como Yoani Sánchez, puede desempeñar un papel a largo plazo en una Cuba post-Castro”.

En ese cable, Farrar aconseja a esa dependencia que concentre sus esfuerzos en esta disidente y le brinde más apoyo.

Si desde antes su figura era subrayada por la propaganda estadounidense, a partir de la sugerencia de Farrar se disparó  esa costumbre.

Es público sabido que el Departamento de Estado ha llegado a invertir un promedio de 20 millones de dólares anuales en función de la actividad de sus agentes en Cuba.

Observadores apuntan que  de esa cantidad de dinero una gran parte va destinado a dos aspectos: Primero, al uso de nuevas tecnologías, y Segundo a la creación de líderes en las redes sociales.

No en balde, la entonces secretaria de Estado, Hillary Clinton, saltando por encima de otros profesionales, la mencionó directamente, al menos en un discurso, desde 2009 hasta 2011.

Ahora resulta una interesante señal, que la persona seleccionada para inaugurar en Miami el  evento al que presta su cara Raíces de la Esperanza, sea Yoani Sánchez.

Ese ágape tendrá lugar en The Lab Miami, en Wynwood, y el llamado Hackathon for Cuba seguirá al otro día “para buscar maneras de  mejorar e innovar el mundo digital de la isla”, dijo Raúl Moas.

Al final del día, puntualizó, habrá premios para las ideas más innovadoras.

En ese contexto recordaron la copia pirateada de una versión  clasificada del directorio telefónico cubano, “que incluye las oficinas del gobierno y las fuerzas armadas”.

Órganos de prensa revelaron que la agrupación Raíces de Esperanza cuenta con alrededor  de 4,000 seguidores en Estados Unidos y otros países del área.

En medio de este episodio el  jefe de esa entidad tuvo a bien recordar que en 2009 hicieron una campaña para el envío de  equipos electrónicos a La Habana.

Pero lo más irónico vino después cuando Moas casi juró que esa tarea la planearon “sin ideología política detrás”.
Ahora impulsan una reunión en Miami que forma parte de la públicamente declarada guerra subversiva para “cambiar el régimen” con guantes de seda.

Lo primero es desnudar sus verdaderas intenciones y lo segundo hacerlo con el lenguaje de oro que caracteriza a la férrea objetividad no imparcial.

Publicado el 17/01/2014 en Política y etiquetado en , , , , , . Guarda el enlace permanente. 6 comentarios.

  1. Pánfilo Epifanio

    ¿Quieren ayudar a promover una mayor conectividad en Cuba? Sencillo. Sólo tienen que preguntar a la Casa Blanca por qué no permite a la Isla a conectarse a uno de los cientos de cables proveedores de Internet que circundan a Cuba, en lugar de obligarla a la paupérrima conección vía satélite que no satisface la demanda e impide un ancho de banda que satisfaga a los internautas. También pueden preguntar a Obama por qué el Imperio mantiene el riguroso y criminal Bloqueo económico, financiero y comercial que impide a Cuba acceder a mercados cercanos para adquirir tecnología que permita extender el empleo de la informática en la sociedad. También pueden interesarse por qué empresas como Google no permite el acceso a utilidades como google map y otros, gracias a “iniciativas” del Departamento del Tesoro que impiden a estas empresas ofrecer tales servicios a cubanos residentes en la Isla.
    Ese sí sería un “hackathon” para respetar.

    Me gusta

  2. Republicou isso em Danito BR – Cuba SI ! .

    Me gusta

  3. Elio García

    Pánfilo Epifanio podría también llamarse Habla Claro… y contundente. Pero es importante no solo desenmascarar estos juegos malabares “sin ideología política detrás” (claro, está completamente por “delante”) en lo internacional sino también dentro de Cuba, no hay que perder oportunidad para que todos sepan la clase de “mentes brillantes” que enfrenta el país. Desde luego que está claro que este señor Raúl Moas, su organización y todas las demás que pululan por ahí, no representan al pueblo cubano. Pero usan caretas esta vez tecnológicas para tratar de socavar la determinación de esa mayoría absoluta que sabe perfectamente, porque lo vive día a día, lo que es justicia social. Por acá donde me encuentro, en Ecuador, han aparecido algunas momias y fantasmas del pasado, me imagino con qué intenciones, y yo no solo espero que sus “gestiones” sean infructuosas, sino que he trabajado porque así sea. A finales de 2012 hasta febrero de 2013 participé al frente de la Coordinación Nacional, junto a un grupo de valiosos compañeros, en la tarea de constituir en 4 meses más de 650 Comités de la Revolución Ciudadana, la organización política de base del Movimiento Alianza País que encabeza el Presidente Rafael Correa. Ecuador no está bloqueado, es cierto, pero acaba de hacerse público que la Embajada de EEUU en Quito tiene nada más y nada menos que 50 asesores militares en su plantilla. ¿Traman algo? ¡Perogrullada! Tramar “algo”, cualquier cosa, es el deporte favorito de los agentes del gobierno de EEUU donde quiera que estén. Inventándose desde proyectos seudo-humanistas seudo-tecnologizantes y “sin ideología”, hasta creación de empresas de comunicación financiadas por la National Endowment for Democracy (¡bastardos republicanos!) con sede en Panamá, una red internacional de medios de oposición (entiéndase oposición a los gobiernos populares de izquierda) para emitir información hacia Ecuador específicamente.

    Me gusta

  1. Pingback: Miami: Complot “juvenil” hacia Cuba | Cayo Hueso

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: