Documentos extraviados: La historia de los niños de Chernóbil (+ Fotos y Videos)

Sonia Cunliffe

Sonia Cunliffe. Foto: L Eduardo Domínguez/ Cubadebate

Tomado de Cubadebate

Desde la primera vez que vino a Cuba, Sonia Cunliffe es otra mujer. No solo la mística de este país y sus preferencias por la trova la hicieron regresar una y otra vez a la mayor de las Antillas. La ayuda solidaria de Cuba a los casi 24 mil niños víctimas del accidente nuclear en Chernóbil la inspiró a realizar una muestra suigéneris que por estos días llega a La Habana.

Documentos extraviados: Niños de Chernóbil en Cuba” se nombra la exposición que tuvo su estreno en capilla del antiguo Colegio Mercedes Cabello de Carbonera, ubicada en la Iglesia Santo Tomás de Aquino en Lima el año pasado.

“Cuando decido hacer la muestra y busco una sala en Perú, me dan la posibilidad de realizarlo en una iglesia y eso me impuso el reto de hacer que funcionara todo como una pieza de arte, pero que a la vez hiciera este recuento de todas estas historias. Es ahí cuando se me ocurre hacer un audio a partir de una música que escuché del joven Jorge Fernández. Luego, a partir de la lectura del libro Las voces de Chernóbil, se compone la música que ambienta la muestra y yo le inserto voces y otros sonidos para crear esa atmósfera en la que se siente a los niños, el ruido del mar y al propio Fidel hablando con los pequeños que hace que uno reviva ese lejano mundo de Tarará”.

La muestra artística que coquetea con lo documental exigió de una profunda investigación de alrededor de un año.

“En el 2015 vuelvo a Cuba, y en ese momento conozco a la periodista Maribel Acosta.  A ella le explico todas las ideas que tenía con los niños de Chernóbil y la invito a trabajar conmigo. Finalmente emprendimos una investigación de un año en el cual yo vine algunas veces y ella me enviaba información a Perú. Así fuimos conformando los primeros audiovisuales”.

La exposición, considerada por la autora como el conjunto de una sola pieza, trae fotos históricas de los periódicos Granma y Juventud Rebelde, e instantáneas de Tarará en la actualidad. “Es un conjunto, es encontrar un documento completo que te narre la situación. Los videos, los audios, las fotos, el libro… todo, es una sola pieza”, agregó Sonia Cunliffe.

Estos niños radioactivos no fueron aceptados en ningún país de Europa. Cuba fue el único país que se conmueve y decide aceptarlos, cuenta la autora peruana. “Entonces es una reflexión a la humanidad, a la capacidad del ser humano de emocionarse, solidarizarse con la desgracia de otro pueblo. Cuando yo leí entre los recortes aquella frase de Fidel, entre hermanos no existen favores, es una obligación ser solidario con el otro, me pareció que era perfecto”.

“Cuando yo veía las fotos me di cuenta que le celebraban hasta las fiestas de 15 a las niñas y eso va más allá de un simple tratamiento médico. Es como decir: me interesa tu parte emocional, tu parte humana y quiero que seas feliz. Eso me conmovió muchísimo. Igualmente me motivó mucho que tuviesen aulas y profesores, pues eso evidencia que todo ese proyecto edificado en Tarará iba más allá de salvar una vida”, agregó.

Para la historiadora, presentar en Cuba una exposición sobre los niños de Chernóbil, era una ilusión. Ya con una idea lograda tras años de investigación, logra llegar a Lima, Perú, con Documentos extraviados. Mas, aún le quedaba la isla para completar el sueño.

“Quería mostrarle al pueblo cubano su proyecto. Enseñarle a los más jóvenes el proyecto de Fidel, de Cuba. Así sucedió en Lima, nadie conocía esta parte de la historia de Cuba, y tuve la oportunidad de presentarla hace poco en Miami también. Tal vez por ser un tema tan humano, tan ajeno a la gente, logró llegar al público”, añadió Cunliffe.

Sobre comenzar un proyecto similar, Sonia comentó que tendría que encontrar un tema que la mueva sentimentalmente como con estos niños, y agregó que en Chile podría tener un próximo trabajo.

Los interesados podrán acceder a todos los documentos recopilados, fotos de Tarará en la actualidad, incluso, escuchar a Fidel junto a esta obra de la Revolución. Además, Documentos extraviados cuenta con todas las noticias publicadas durante los 21 años que duró el proyecto humanitario de Chernóbil.

La exposición será inaugurada en la Biblioteca Nacional este sábado a las 4:30 p.m. y estará en exhibición del 7 de enero al 7 de febrero. Van a estar presentes los doctores, traductores y personal que brindaron su apoyo a los niños de Tarará.

Foto: L Eduardo Domínguez/ Cubadebate

La muestra artística que coquetea con lo documental exigió de una profunda investigación de alrededor de un año. Foto: L Eduardo Domínguez/ Cubadebate

Sonia Cunliffe

Estos niños radioactivos no fueron aceptados en ningún país de Europa. Cuba fue el único país que se conmueve y decide aceptarlos. Foto: L Eduardo Domínguez/ Cubadebate

Foto: L Eduardo Domínguez/ Cubadebate

La exposición, considerada por la autora como el conjunto de una sola pieza, trae fotos históricas de los periódicos Granma y Juventud Rebelde, e instantáneas de Tarará en la actualidad. Foto: L Eduardo Domínguez/ Cubadebate

Foto: L Eduardo Domínguez/ Cubadebate

Sonia aprieta sus manos mientras intenta situarse frente a esos niños 30 años atrás. Foto: L Eduardo Domínguez/ Cubadebate

Portada de Juventud Rebelde. Foto: L Eduardo Domínguez/ Cubadebate

Portada de Juventud Rebelde. Foto: L Eduardo Domínguez/ Cubadebate

Foto: L Eduardo Domínguez/ Cubadebate

Documentos extraviados. Foto: L Eduardo Domínguez/ Cubadebate

Sonia Cunliffe: Estudió artes plásticas y fotografía en la escuela panamericana de Sao Paulo (Brasil). Historia del Arte en el Instituto Tomie Othake (Sao Paulo) con Agnalgo Farías, e Historia de la Fotografía en el MAM (Sao Paulo) con Simonetta Persichetti. En el 2008 presenta su primera individual Mujeres/Moldes, Moldes/Mujeres en la Galería Vértice. Backstage (2009) en MAD, Mutaciones de Venus (2010) en Galería Vértice, Un hombre y una mujer (2012) en Fundación Euroidiomas. Ha expuesto entre otras, en LIMAPHOTO 2010, 2011 y 2012 (representada por Vértice Galería de Arte), en Bienal del Bronx 2010 (USA), CH.aco 2012 (Chile), ArtBo 2012 (Colombia), Scope 2012 (USA), ArtLima 2013 (Perú). Desarraigo en Artbo 2013 y en Scope Miami 2013 representada por Jacob Karpio Gallery. Invitada a la Muestra La revolución Revisitada en Espacio Punctum, México DF.

Parte de la muestra

fidel-y-los-ninos-de-chernobil-1

Fidel comparte con los niños víctimas del desastre nuclear de Chernóbil.

fidel-y-los-ninos-de-chernobil-2

Fidel comparte con los niños víctimas del desastre nuclear de Chernóbil.

los-ninos-de-chernobil

En Tarará.

medicos-y-ninos-de-chernobil

Médicos y profesores cubanos cuidaron por 21 años a los niños en Cuba.

medicos-y-ninos-en-chernobil

La felicidad fue la medicina más importante.

nina-de-chernobil

Una de las imágenes que componen la muestra expositiva.

ninos-de-chernobil

Los niños de Chernóbil.

granma-y-ninos-de-chernobil

La portada de Juventud Rebelde el 4 de abril.

ninos-de-chernobil-en-la-habananinos-de-chernobil-medicos-en-cuba

Parte de la historia contada por sus protagonistas

Documentos extraviados: la historia de los niños de Chernóbil

Un pensamiento en “Documentos extraviados: La historia de los niños de Chernóbil (+ Fotos y Videos)

  1. Pingback: Documentos extraviados: La historia de los niños de Chernóbil (+ Fotos y Videos) | Nuestra América

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s