El beneficioso quimbombó con recetas saludables

Por Dr. Alberto Quirantes Hernández/Cubahora

El quimbombó, Abelmoschus esculentus,  también conocido como okra, quingombó, quingongó, chimbombó, algalia y ñaju (en México y Perú) es una planta nativa de África y cultivada actualmente en varias regiones de América, sobre todo en las Antillas, Brasil y Venezuela, donde se comen las hojas y los frutos tiernos. El vocablo quimbombó es de procedencia también africana, a partir de kingombo. Hay indicaciones que ya en 2000 a. C. los egipcios usaron la planta. Con el comercio de esclavos la planta llegó al continente americano.

CONTENIDO NUTRITIVO

El quimbombó cuenta con pocas calorías (solo 30 por 100 gramos) y una gran cantidad de proteínas vegetales, vitaminas (del grupo A, B, C, E y K además de carbohidratos complejos con 6 gramos por cada media taza) y minerales (hierro, sodio, magnesio, calcio, potasio, selenio, zinc, cobre y manganeso). Es bajo  en calorías y rico en fibra, muy apropiado en el tratamiento de la obesidad.

Tiene acción antioxidante por la vitamina C; el ácido fólico es especialmente importante para las mujeres en edad de procrear, pues ayuda a prevenir defectos de nacimiento. El potasio en alimentos como el quimbombó se utiliza para el control de la presión arterial, construir músculos y descomponer los carbohidratos en energía y magnesio para la síntesis de proteínas y para ayudar en la contracción y relajación de los músculos.

EN LA CONSERVACIÓN DE LA SALUD

Ayudar a reducir el colesterol elevado, prevenir y controlar la diabetes, tratar algunas inflamaciones infecciosas, reducir el riesgo de desarrollar cataratas, neutralizar los ácidos digestivos, previniendo y controlando las úlceras gastrointestinales. La viscosidad, el mucílago del quimbombó, es muy beneficioso para el aparato digestivo, pues protege las paredes del tubo digestivo, permite expulsar las toxinas del cuerpo, ayudando así a prevenir la gastritis y las úlceras digestivas, el cáncer del colon, el estreñimiento, las cataratas y la arteriosclerosis. También puede ser útil como diurético. Este mucílago es en realidad fibra alimentaria muy rica en pectina. Así, su abundancia y riqueza en fibra hace que su consumo sea especialmente adecuado para el cuidado del sistema digestivo, cardiovascular y el control del azúcar en sangre.

Las fibras de este vegetal absorben azúcares en el intestino y por eso ayudan a regular o prevenir la diabetes con eficacia. Son de nuevo sus fibras las encargadas de absorber una parte del contenido graso de los alimentos, impidiendo su incorporación al torrente sanguíneo, reduciendo los niveles de triglicéridos y colesterol. También al absorber agua, favorece la evacuación. Por ello es adecuado también su consumo en caso de estreñimiento pues su fibra absorbe agua para beneficiar esta función fisiológica.

Tiene propiedades antibacterianas por su contenido en gosipetina y gosipol. Es un buen alimento para el cerebro y por lo tanto puede ayudar a combatir la depresión. Las semillas contienen el saludable ácido oleico, el mismo ácido graso hallado en el aceite de oliva y de canola. Masticadas, combaten el mal aliento y son utilizadas como afrodisíaco; son excelentes para reducir los niveles de la presión arterial. Tostadas y en infusión producen una bebida con sabor a café, pero sin afectar los nervios como este.

CONSUMO

Se emplean en sopas o guisos, asados, cocidos, crudos, en ensaladas, empanados, fritos, marinados, en vinagretas o hervidos al vapor, entre otras preparaciones. Sirve para espesar las salsas gracias a su contenido de mucílago, muy gustado por algunos. Cocido y aliñado con limón es un ingrediente muy apreciado. Se puede servir combinado con huevos, papas y otras verduras; también con el tomate, la cebolla, el pimiento, el ñame, así como con el curry, el cilantro, el orégano, el limón y el vinagre.

Asada, no desprende el líquido mucilaginoso que suelta al hervirla en agua y también resulta un plato sencillo de preparar. En los restaurantes de América y Oriente, su consumo es masivo. Con salsa de tomate es un plato típico en Grecia.

A LA HORA DE COMPRAR QUIMBOMBÓ

Los frutos del quimbombó se deben seleccionar de color verde brillante, sin manchas, suaves, pero no aguados. Se pueden conservar en la nevera hasta por una semana y no se deben lavar sino hasta el momento de usarlos. Para saber si están frescos, se recomienda oprimir una uña contra la cáscara de la vaina y si no la atraviesa con facilidad está demasiado duro para comerse.

RECETAS SALUDABLES DE QUIMBOMBÓ

El quimbombó se usa por su característica gelatinosa para espesar guisos y sopas. Sin embargo, si no desea esta textura puede hacer cualquiera de estas dos variantes luego de lavar bien el vegetal.

Hervir

Poner a hervir agua en una olla y agregar una cucharada de jugo de limón o de vinagre blanco, una pizca de sal y luego agrega el quimbombó entero. Hervir por 15 minutos, retirarlo del agua, escurrirlo y añadir a las ensaladas preferidas.

Hornear

Poner un poco de aceite en el fondo de un molde para hornear. Colocar el quimbombó entero en el molde y sazonar a gusto con pizca de sal, pimienta, hierbas o especias. Hornear a 450 grados F por unos 15 minutos, revolviendo el quimbombó cada 5 minutos para que no se pegue y dore de manera uniforme. Servirlo caliente.

Salsa de tomates con quimbombó

Muy saludable y sabroso.

Ingredientes:

– 1/2 libra de quimbombó fresco

– 2 cucharadas de aceite de canola o de oliva, preferentemente virgen extra

– 1 cebolla mediana bien picada

– 2 o 3 dientes de ajo bien picados

– 4 tomates maduros picados en gajos

– 1 cucharada de jugo de limón

– Pizca de sal

– Pimienta al gusto

Preparación:

– Lavar bien el quimbombó en agua fría.

– Dejar secar completamente y picarlos en rueditas.

– Calentar el aceite de oliva en un sartén, sofreír el quimbombó y retirar.

– Dejar escurrir en papel toalla.

– Luego freír la cebolla hasta que esté transparente, incorporar el ajo y después los tomates, el jugo de limón y pizca de sal y pimienta.

– Dejar que los sabores se concentren y luego reincorporar el quimbombó y dejar que la salsa espese un poco.

Servir como acompañante.

Quimbombó con salsa agridulce

Un sabor especial.

Ingredientes:

– 2 tazas de quimbombó cortado en rueditas o en tiras de dos pulgadas

– 7 dientes de ajo machacados

– 1/2 ají pimiento rojo

– 7 cucharadas de agua

– 2 cucharadas de comino

– 4 cucharadas de aceite vegetal, preferentemente canola o aceite de oliva

– 1 cucharadita de semillas de comino

– Edulcorante (sucralosa o estevia) al gusto

– 4 cucharadas de jugo de limón

– Pizca de sal, opcional

 Preparación:

-Hacer una pasta en la batidora con el ajo, el pimiento y con 3 cucharadas del agua y pasar a un recipiente hondo.

– Añadir allí mismo el comino molido y mezclar bien.

– Calentar el aceite en una sartén grande a fuego medio hasta que esté caliente, agregar las semillas de comino y dejar que se cocinen por unos segundos, bajar el fuego y añadir la pasta preparada con las especias y el agua.

– Cocinar esta pasta por 1 minuto.

– Incorporar el quimbombó, sal, edulcorante, jugo de limón y el resto del agua. – Dejar que se cocine a fuego bajo por unos minutos, luego tapar y cocinar por 10 minutos más.

Es algo original.

Quimbombó especial

Para las buenas visitas.

Ingredientes:

– 1 libra de quimbombó tierno

– 1 vaso de yogurt natural descremado

– 1 cucharadita de ajo en polvo

– 1 cebolla mediana

– 3/4 taza de salvado de trigo

– 1/3 taza de harina de trigo integral

– 1/3 taza de maicena

– Aceite vegetal, preferentemente canola o de oliva virgen extra

– Pizca de sal, opcional

 Preparación:

– Cortar el quimbombó en rebanaditas de 1/2 pulgada.

– En un tazón, mezclar el yogurt con el ajo en polvo, la cebolla bien picada y sazonar con pizca de sal. Agregar el quimbombó y revolver bien.

– En un plato llano, mezclar el salvado de trigo, la harina de trigo integral y la maicena.

– Escurrir las rebanaditas de quimbombó y cubrir con la mezcla de harinas.

– Sacudir y freír en aceite bien caliente hasta que estén doraditas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s