Trump en lo profundo

Por  Pedro Pablo Gómez

Muchas teorías se manejan en el mundo actual sobre el comportamiento del actual presidente de los Estados Unidos de América, Donald Trump, con sus famosos twiters y rimbombantes declaraciones que parecen poner el mundo al borde de una Guerra nuclear. El problema es conocer como analizar su técnica de tratar de entretener a su auditorio nacional aunque con ello genere reacciones internacionales de carácter más o menos graves.

La opinión bastante generalizada en los ambientes de los analistas de la política del nivel internacional ,no es raro que concuerden en la definición de impredecible, explosivo, poco analítico, falta de conocimiento de los elementos más importantes del manejo que se espera para un presidente del país occidental de mayor preponderancia en el mundo y falto de moral en sus ideas de cómo tratar a una mujer o en su inmensa capacidad para mentirle, no solo a su país sino a los demás habitantes del planeta.

Dentro de todos los problemas que ha generado con su política arancelaria, con China, la U.E., las múltiples sanciones a Rusia, la ruptura de acuerdos internacionales, con sus vecinos de México y Canadá, con el cuestionamiento de acciones soberanas de países latinoamericanos y sus guerras dirigidas prioritariamente en nuestra área geográfica sobre Venezuela, Cuba y Nicaragua, así contra los gobiernos de esta parte del mundo que se atreven a no asumir las políticas que se le ocurren aplicar.

Por todo ello y con su técnica para evadirse de la realidad que lo circunda en su propia Casa Blanca, ahora culpa al llamado ‘’estado profundo’’ de mantener una conspiración contra su gobierno al publicar cuestiones inherentes a problemáticas desarrolladas dentro de su gobierno, las cuales ponen en duda sus capacidades como dirigente, esto planteado por figuras de primera línea de su propio gabinete , o en el peor de los casos de sus aparatos de seguridad, donde sin duda existe una posición crítica de las acciones del ‘’presidente contra miembros de la ‘’sagrada familia de los servicios secretos’’,a los que podría llamar profundos al recordar al señor de la ‘’garganta profunda ‘’ de caso Watergate.

Es evidente la preocupación mantenida de Trump ,con las venideras elecciones parciales del próximo mes de noviembre, para el posible cambio de la correlación de fuerzas en el Congreso y en el Senado de los EEUU y por ello de forma estridente convoca a los electores desde ahora a votar por los candidatos de su partido con la amenaza de que su derrota podría significar la debacle de su gobierno y la posibilidad de que los representantes demócratas apliquen el conocido ‘’impeachment’’ y den al traste con su administración.

Todo este fenómeno que transcurre en la tierra de Abraham Lincoln genera expectativas en al ámbito internacional, que podemos esperar de una persona con sus características particulares, que para salir de ‘’sus problemas’’ no sea capaz de crear un conflicto mayor, pero fuera de sus fronteras y con el apoyo de sus asociados del Pentágono.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s