Roger Noriega y Otto Reich: animadversión mutua y encomienda común a favor del dinero y la falsa democracia

Por Percy Francisco Alvarado

Una nueva faceta de la actual guerra ideológica y subversiva de la derecha norteamericana contra las naciones progresistas en Latinoamérica parece estar saliendo a la luz. Dos conocidos reaccionarios políticos norteamericanos –Roger Noriega y Otto Reich– están amasando cuantiosas fortunas personales a cambio de usar su influencia para provocar cambios hacia un supuesto cambio democrático en tres naciones de nuestra región: Cuba, Venezuela y Nicaragua. Estas fortunas obtenidas de forma secreta son independientes del dinero que les desembolsa el gobierno norteamericano a través de la USAID, la NED, el IND, el IRI y otras tapaderas para cumplir la misma finalidad. De hecho, es una burda mercantilización del pretendido espíritu democrático que pretenden profesar. Aunque ambos son enemigos jurados y guardan recelos el uno del otro, son socios de encomienda común.

Roger Noriega recibe en los últimos tiempos la asombrosa cifra de cerca de 400,000 USD mensualmente por parte de influyentes venezolanos opositores a la Revolución Bolivariana y al gobierno de Maduro radicados en EEUU y otras naciones latinoamericanas. Usa sus vínculos con Kimberly Breier, asistente del Secretario para Asuntos del Hemisferio Occidental, para conspirar y promover la subversión contra Venezuela. Como especialista en Asuntos del Hemisferio Occidental y miembro visitante del American Enterprise Institute, este republicano ultra conservador no tiene reparos en conspirar y crear alianzas para influir en la política norteamericana hacia la nación sudamericana.

Sigue leyendo